Carta abierta de Mujeres nariñenses frente a hechos violentos en el departamento

A través de una carta abierta, las mujeres nariñenses rechazan los hechos de violencia que se han presentado en el departamento de Nariño.

Carta abierta de Mujeres nariñenses

«Quienes suscribimos esta comunicación, mujeres nariñenses que amamos la vida y nuestro territorio, que actualmente enfrenta, con particular rigor y dureza la violencia que aspirábamos haberla superado, a la opinión pública, a las instituciones públicas y privadas del orden local, regional, nacional e internacional», inicia la misiva que fue firmada por más de 140 mujeres liderezas y activistas del departamento.

La carta firmada por el grupo de mujeres dice:

«El arraigo por la concordia y la convivencia, es un valor que Nariño quiere conservar. Sin embargo, los asesinatos y las constantes amenazas contra líderes y lideresas, dirigentes y comuneros de los pueblos indígenas, especialmente del agobiado pueblo Awá, de líderes de las comunidades afro y campesinas, masacres de jóvenes y asesinatos de policías, ocurridas en estas últimas semanas, convierte a este territorio en un escenario de miedo,
horror y dolor que rechazamos y condenamos por lo que significa en vidas arrebatas a sus familias y la intranquilidad de los pueblos».

El grupo de mujeres Narineses también eleva una invitación para que se invierta en proyectos sociales, educativos, culturales que tanto le hacen falta a todos los territorios de Nariño y que permitan la construcción de paz:

«exhortamos a los gobiernos municipales, regional y nacional, a implementar medidas integrales y de una vigorosa, coordinada y articulada presencia de las instituciones públicas en el territorio. Las acciones deben contemplar, entre otros aspectos, oportunidades de educación, salud, cultura, deporte, prevención del reclutamiento de jóvenes en grupos armados y programas de ingresos para la juventud; poner en marcha la propuesta expuesta por el Gobernador de Nariño sobre sustitución voluntaria de cultivos ilícitos, que trascienden la mera estrategia militar que acrecienta el
conflicto; mejores condiciones para nuestros campesinos y campesinas y para las pequeñas y medianas empresas. Pero en especial, una estrategia que proteja eficazmente a la población y a sus organizaciones sociales, que persisten en los caminos de la paz», firman las mujeres.

La misiva termina recordando que el departamento es un territorio plural, diverso:

«Son horas dolorosas, pero siempre los y las nariñenses, hemos optado por el compromiso y decisión de asumir los problemas no como consecuencia de un designio ineluctable, si no como desafíos que podemos superar, porque no sólo tenemos historia de rebeldía, lucha, sacrificio y dignidad para superar las adversidades, sino también enormes recursos naturales, pero sobre todo humanos. Contamos en este territorio con indígenas, afrodescendientes y mestizos, con hombres y mujeres reconocidos por su laboriosidad, honestidad, inteligencia y talento artístico, que hacen de este territorio, un territorio mágico, una juventud alegre, transparente y vital que anhela vivir en paz, pero que ante todo aspira a oportunidades de desarrollo», concluyen.

A continuación, la carta completa o descargar la carta: