Se trata de Katherine Muñoz, una niña quien nació en el municipio de La Cruz (Nariño) y quien por culpa de la violencia tuvo que dejar su casa con su familia.

Katherine expresó entre lágrimas que su abuelo era quien le había inculcado el amor por la música. Él ya falleció, pero ella continuó cantando con su melodiosa voz, la misma que convenció a los jurados en el programa.

Cabe recordar que, en la audición a ciegas, Katerin interpretó el tema “Perdón, perdón” y su voz logró que los jurados Andrés Cepeda y Fanny Lu “se voltearan”, en una clara muestra de su respaldo. Luego de su intervención decidió hacer parte del equipo de Andrés Cepeda.

Según dijo, su abuelo le enseñó a cantar entre tiples y bandolas, y su sueño era llegar al reality de Caracol.

A continuación el video:

Katherine dijo que su abuelo admiraba al cantante, y por eso le hizo el honor de irse con él para continuar en el programa.