Se trata de Claudia Mabel Armenta Melo quien habló con Noticias Caracol luego de recuperar su libertad, y lo primero que dijo fue que ella se detuvo en la vía mientras dejaba a una persona, pero que en ningún momento se bajó del carro ni lo dejó mal estacionado o abandonado allí.

La mujer asegura que cuando se disponía a seguir su camino un uniformado se le atravesó al carro.

“Lo dejé rodar y él (policía) caminaba hacia atrás, y me recalcaba que no pensaba dejarme ir del lugar. Golpeaba el capó del carro y pidió apoyo, y lo que hicieron los otros agentes fue intimidarme golpeando los vidrios para partirlos”, explicó la conductora.

La mujer dijo en el noticiero que en ese momento el policía se colgó del parabrisas, y que fue así como lo arrastró unas dos cuadras hasta que se detuvo en un semáforo y el uniformado se soltó.

“Le pido disculpas a este agente, mi intención no fue atentar contra su vida. Le pido mil disculpas a la Policía Nacional. Estamos todos los ciudadanos en el deber de respetar a nuestras autoridades”, agregó.