Para ello el presidente electo tomó la línea del mandatario bogotano Enrique Peñalosa, y decidió que la secretaría de Educación que ha estado en la capital durante la administración actual, María Victoria Angulo, escale para ser la nueva ministra de Educación.

Angulo estaría en el ámbito administrativo de la educación desde el primero de enero del 2016, momento en el que arrancó junto al actual alcalde Peñalosa, las labores concernientes en la capital. Ahora la ibagueña tendrá un cargo más importante a nivel nacional, de la mano de Duque y su equipo uribista.

La nueva Ministra es economista de la Universidad de los Andes, con un magister en Desarrollo Económico de la misma alma mater y otro en Análisis Económico Aplicado, en Barcelona en la universidad Pompeu Fabra.

La economista ya ha tenido otras experiencias en el tema ministerial de la educación, ocupando la dirección de Fomento de Educación Superior del ministerio para el año 2007 hasta el 2011.

El cargo de María Victoria Angulo resulta además tener antecedente familiar, pues su padre es el fallecido senador del partido Conservador Guillermo Angulo Gómez, quien también ocupó el cargo mayor en el Ministerio de Educación entre 1980 y 1981.

La nueva encargada de dicha cartera, estuvo en la dirección de la Fundación Empresarios por la Educación, desde el 2011 hasta el 2015, cuando salió para comenzar su labor con la alcaldía de Peñalosa. La fundación se caracteriza por la búsqueda de la vinculación del sector privado a la educación para su mejoramiento, situación que ha sido fuertemente criticada en las universidades públicas.

Angulo estuvo en la secretaría de Hacienda del Distrito, también durante la administración de la segunda alcaldía del profesor Antanas Mockus, destaca La Silla Vacía.

Una vez conocido su nombramiento, esta le agradeció a Enrique Peñalosa y a Iván Duque. El Ministerio de Educación tendrá varios retos difíciles de asumir frente a la decadencia académica del país, y la falta de alcance de la misma.