5 consejos prácticos para escribir más rápido tu tesis

Muchas son las barreras mentales que nos generamos a la hora de sentarnos a redactar una parte de la tesis. Buscamos “pretextos” para justificar que “no tenemos tiempo” para realizar todo el proceso previo de investigación, creación de objetivos, antecedentes y demás elementos que compone la tesis o el trabajo de grado.

Una gran cantidad de distractores parecen ponerse de acuerdo para llevarnos a todas partes, menos a animarnos a escribir nuestra tesis, requisito fundamental para graduarnos y seguir con nuestros proyectos personales y profesionales.

Estos tips que compartimos, te pueden ayudar a aclarar el panorama y a programar tu mente de la mejor manera posible, para que esos “años de tesis” se conviertan en tan solo unos cuantos meses.

Descargue el libro:  Cómo elaborar y asesorar una investigación de tesis

  1. Decide con anterioridad un tema que te guste

 Vas a estar varios meses pensando, hablando, escuchando y escribiendo prácticamente sobre un mismo tema, entonces procura que sea de aquello que te apasiona o que te llame la atención explorar más.

Prepárate a los hechos. Durante algunos semestres antes de la tesis (generalmente antes de octavo o noveno semestre) puedes empezar a realizar una lista con aquellos temas sobre los cuales desearías ahondar más. Esto facilita el proceso de investigación y estás animado a realizar las entrevistas pertinentes y todo el trabajo de campo que se requiera. Pues es un tema que te interesa y que sabes que aprenderás cosas nuevas.

  1. Mantén lápiz y papel a la mano

Las ideas llegan en cualquier momento, por eso es fundamental adecuar todo el espacio para aprovechar al máximo esos momentos de creatividad y de ¡Eureka! Además, es una muy buena herramienta para estructurar los posibles capítulos y organizar un mapa de flujo de los temas.

  1. Crea tu propio cronograma de actividades

 Esto te ayuda a ser organizado, tener presente las fechas de entrega de borradores y a ser flexible con las situaciones inesperadas que se puedan generar, tanto en la etapa de creación de la propuesta e investigación, como en la etapa de campo y recolección de datos. Ajústate y se práctico. Además que te evita estrés, disgustos y redacciones a la carrera y con errores.

Descargue también:  Libro en PDF GRATIS La Tesis. Cómo orientarse en su elaboración

  1. Busca espacios que despierten tu creatividad

Conócete a ti mismo. Obsérvate y descubre si eres de aquellos que prefiere los espacios cerrados como bibliotecas, cuartos de estudio, oficinas, o si por el contrario, necesitas estar en contacto con la naturaleza, los espacios abiertos y el aire libre para que las ideas fluyan. Este aspecto, por muy simple que parezca, influye bastante en el tiempo que le dediques a la redacción y la optimización de ésta.

Luego de que escribas un capítulo o una cantidad de páginas considerables, cierra todo y vuélvelas a leer luego de varios días, así se facilita la edición y la corrección de la idea en general.

  1. Ve más allá

Puedes proponer un capítulo donde articules tus argumentos y justifiques cómo, a partir de lo investigado, se le puede aportar positivamente a la sociedad. Esto, además de darle puntos extras a tu presentación, se puede convertir en tu proyecto laboral que impacte el mundo.

Fuente: becasyconvocatorias.org