• Con la alianza que existe entre la Entidad y la Universidad Católica del Norte de Chile se busca superar la tragedia ambiental del 21 de junio de 2015.
  • Se implementará en este año un programa de maricultura que pretende tecnificar y complementar los conocimientos de los pescadores tumaqueños.

Al cumplirse un año de la mayor tragedia ambiental del país en la última década a causa del derrame de 410 mil galones de crudo por la voladura de un tramo del oleoducto trasandino en la costa nariñense y que dejó afectaciones para unas 11 mil familias que viven de la recolecta de moluscos.

El SENA adelanta junto a la Universidad Católica del Norte de Chile una iniciativa que aporte a la mitigación de los daños ambientales ocasionados a los manglares disminuyendo la reproducción de la piangua y el pargo especies que habitan en estas zonas.

A través de la reproducción en cautiverio de la piangua y en jaulas flotantes del pargo, además de la implementación a partir de este año de un técnico en maricultura, la Entidad por medio de su Centro Agroindustrial y Pesquero de la Costa Pacífica pretende apoyar a unas 3.500 a 4.000 familias en primera instancia, que se dedican a esta actividad en especial mujeres, ancianos y adolescentes que habitan en Tumaco.

“Se busca sostener este recurso natural y las personas que se dedican a la explotación de la concha o piangua puedan solventar hoy en día su situación económica que es difícil porque la especie se está agotando, estimamos en menos de un mes implementar este proyecto y que sea replicado en la zona pacífica del país,” indicó el instructor del Centro Agroindustrial y Pesquero de la Costa Pacífica Ramiro Quiñonez.

Todo el recurso que se pueda reproducir en este proyecto será llevado a los manglares para que los cerca de 13 mil pescadores nuevamente tengan este recurso vital que les permita obtener recursos económicos e impactar en la disminución de problemas sociales que se puedan generar por la falta de oportunidades.

“Con este tipo de iniciativas de desarrollo queremos impulsar la economía regional desde el pacifico colombiano, queremos iniciar con la piangua y el pargo, en un ambiente natural diseñado para poder producir estas dos especies que a futuro nos generará oportunidades de empleo, empresas y superar esta crisis,” precisó el subdirector del Centro Agroindustrial y Pesquero Carlos Omar Vinueza Hidalgo.

Actualmente el sector pesquero de la ‘perla del pacifico’ desarrolla un pesca técnicamente inadecuada y no altamente productiva, esta iniciativa también busca que el sector pesquero en Tumaco tenga una adecuada producción para evitar la sobreexplotación y conozcan cómo se cría, como se siembra y cuál es la densidad del cultivo y así puedan tecnificar su producto.

Pedro Toledo experto de la Universidad Católica del Norte de Chile manifestó, “que estamos avanzando en la implementación de los cultivos de pargo y piangua en cautiverio, proyectos liderados por el SENA, con los cuales se espera entregarle nuevamente a las comunidades una alternativa alimentaria y económica pero sobre todo crear conciencia de la importancia de la explotación marina de manera controlada”.

El trabajo conjunto entre el SENA y la universidad chilena que beneficia a Tumaco y a San Andrés y Providencia, radica su importancia en que Chile hace parte de los 10 países del mundo con la mayor y mejor producción de especies marítimas. Además 16 aprendices de las dos regiones han podido viajar al país austral a recibir nuevos conocimientos en la producción acuícola.