El dilema de Empopasto: ¿privatizar o no privatizar?

Por Mauricio Dueñas H.

El agua, ese precioso líquido vital que pareciera inacabable cuando al abrir la llave del grifo de nuestra casa baja con fuerza para cubrir las necesidades básicas de nosotros los seres humanos.

Esa agua que pareciera inagotable pero que al grito de la señora de casa que nos dice: ¡cierren la llave! Nos recuerda que ella se agota y que para los que vivimos en casa tiene un costo.

Hoy el agua es tema de controversia no solo por la sequía que vive el país sino por el derecho que a ella tenemos como seres humanos, por lo tanto el agua es un derecho humano.

Hoy en nuestra ciudad nos enfrentamos a un dilema: Privatizar o no privatizar ese derecho humano al agua, grave y costoso dilema.

Privatizar indicaría el mayor obstáculo al derecho fundamental que tiene todo ser humano de vivir, porque el agua es vida.

Privatizar viene de privado y a su vez la palabra privado indica “privar” y ello significa según la Real Academia de la Lengua Española: “Despojar a alguien de lo que poseía o gozaba”.

De acuerdo a ello, el agua es un derecho del cual gozamos, el cual lo poseemos, ¿por qué, entonces, debemos como ciudadanos y ciudadanas despojarnos de algo que ya es nuestro?.

El agua como derecho ha sido regulada por el Estado como servicio público, al decir servicio indica que está para servir y al mencionar público indica que pertenece a la ciudadanía.

Por ende al hablar de privatizar el servicio del agua estamos hablando de prácticamente privatizar el derecho que tenemos a ella y que como poder soberano que somos le hemos entregado al gobierno municipal el que regule y cumpla con que este servicio y este derecho se cumpla.

Está en mano pues de eso que llaman constituyente primario, o sea el Pueblo, el decidir cuál es el mejor camino para que ese derecho que tenemos al agua se cumpla, si es a través de un servicio privado que contraviene con el principio fundamental que tenemos del derecho al agua o si sigue como un servicio público en donde es el gobierno municipal que de manera eficiente y transparente regula y sigue cumpliendo con su deber de prestar el servicio público del agua.

Apreciados ciudadanos les invitamos a ver el siguiente video y decidir, por usted, por su futuro y el de quienes le rodean, esto depende de la decisión que usted tome al respecto. La decisión está en sus manos.

De manera respetuosa, invitó a mirar el video que fue publicado en la cuenta de youtube del Movimiento Social Defensa del Agua para que cada lector saque sus propias conclusiones.