En Putumayo capturan a presunto homicida

//

En Putumayo capturan a presunto homicida. La estación de la Policía del municipio de San Miguel, Bajo Putumayo, mediante patrullajes y requisas en las principales calles de esta población detuvieron a un ciudadano, el cual mediante solicitud de antecedentes, figuraba sobre él una orden de captura por un homicidio.

Las autoridades de la localidad explicaron que el municipio tiene varios corredores viales que comunican con el Puente Internacional, Valle del Guamuéz, corregimiento de Puerto Colon, entre otros, en donde constantemente instalan puestos de control con el objetivo de erradicar el contrabando, así mismo prevenir toda clase de delitos, en la cual dieron la captura de Wilmer Diobider Muñoz Díaz, de 34 años de edad.

El detenido, según los uniformados, estaba siendo buscado por las autoridades judiciales, quien al parecer lo acusan por un homicidio, hechos ocurridos el 8 de agosto de 2006 en el municipio de Policarpa, departamento de Nariño.

Muñoz Díaz quedó a disposición de la autoridad competente, por lo que lo acusan de haber ultimado a su conyugue propinándole dos puñaladas cuando la joven se bañaba a orillas de un río. Después de cometer el asesinato había emprendido la huida para el Putumayo en donde ya fue detenido.

Afirman que tenía orden de captura emanada por la Fiscalía Seccional 12 de la ciudad de Pasto-Nariño. Así mismo dieron a conocer que el presunto homicida era requerido dentro de la Circular Azul de la Interpol.

La Policía de este municipio fronterizo dijo que siguen con los puestos de control instalados en puntos estratégicos para dar captura a los actores de la violencia que afecta a la comunidad civil.

Los oficiales indicaron que además trabajan en conjunto con el Ejército y unidades de investigación para capturar a los integrantes de los grupos al margen de la ley y delincuentes comunes dedicados al contrabando y a otras acciones.

Las autoridades invitaron a la comunidad a que denuncien a los insurgentes que lo único que han hecho es afectar a la población campesina e indígena de las veredas, corregimientos y casco urbano, no solo de San Miguel sino de Orito, Puerto Caicedo, Puerto Leguízamo, entre otros municipios del Medio y Bajo Putumayo.

//