Entrevistas

La ecuatoriana Sisa Toaquiza se robó el Show en la Concha Acústica de Pasto

En el programa de Fiesta en Mi Barrio realizado en la Concha Acústica, de la ciudad de Pasto, varios artistas de talla local, regional, nacional e internacional pusieron a bailar a los nariñenses, en el marco del X festival Internacional de Artistas.

La ecuatoriana Sisa Toaquiza se robó el Show en la Concha Acústica de Pasto

Por Robert Atis

Los asistentes disfrutaron de la música popular, cumbia y música ecuatoriana que fue interpretada por la artista Sisa Toaquiza, conocida como la Florecita Indígena y quien por primera vez realizó su presentación en el escenario pastuso-.

Sisa Toaquiza Toaquiza es de la provincia de Cotopaxi, Ecuador.

Hablamos con ella y esto fue lo que nos contó:

“Mi nombre es Sisa Toaquiza Toaquiza, de la provincia de Cotopaxi, que en quichua significa Flor Amanecer y lo adquirimos como nombre artístico como Sisa Toaquiza, Florecita Indígena, llevo 7 años en la música”, dijo la artista.





Sisa, es una artista que representa a las mujeres cotopaxenses, que a través de la música rescata la cultura, el idioma quichua, y sobre todo la música nacional. “En esta ocasión fui invitada a un show artístico, me siento contenta y feliz. Como artista es la primera vez. Como turista he venido en algunas oportunidades”.

Toaquiza recuerda que desde los 5 años empezó a cantar y aseguró que es una herencia musical de sus padres quienes provienen de familia de artistas reconocidos a nivel nacional e internacional. Resalta además también se dedican a las artes.

“El ser artista lo llevo en la sangre desde que nací, recuerdo que mi padre tenía un grupo de banda y él era el director, pero ellos se enfocaron más en la pintura y poco a la música, sin embargo, Sisa Toaquiza traía esa habilidad desde pequeña”, dice la cantante.

Agrega que como regalo de sus 15 años lanzó sus primeros temas musicales y desde entonces, poco a poco, ha logrado la fama, dejar la humildad y la sencillez de mujer.

Escenarios 

En su carrera musical ha compartido escenarios con artistas de talla nacional e internacional entre ellos Segundo Rosero, Bayron Caicedo, entre otros, “en esta última gira tuve la oportunidad de encabezar la cartelera en noviembre de 2016 en Estados Unidos con Rock Star, Azucena Aimara, Bayron Caicedo, lo importante que con mis temas he podido tocar corazones de muchos de mis fans. Las letras de mis canciones en su mayoría son de mi autoría”.

A través de la música rescata su cultura, su idioma, incentiva a la juventud para que no pierdan su legado de identidad, específicamente dirigido a los jóvenes para que sean ellos los que lleven a fortalecer la cultura y las tradiciones con las coloridas vestimentas autóctonas.

Toaquiza, afirma que en cada escenario lleva su vestimenta que representa a su comunidad indígena Tigua que se ubica a 3 mil metros de Latacunga provincia de Cotopaxi.

Sus canciones

“Hay momentos en que te nace escribir, pero personalmente, no lo hago muy seguido, siempre espero 6 meses o un año para sacar unas canciones de mi propia inspiración, algunas son de hechos que  pasan en mi vida diaria o escribes del entorno que te rodea, pero hay oportunidades que te invitan a sus hogares en donde me han contado sus historias de vida, y de ahí nace una idea para componer una canción”, afirma Sisa.

Su vestimenta

La artista cuenta que, “mucha gente me dice que soy la pionera porque según ellos se estaba perdiendo la cultura en mi provincia, pero así como ven los niños, jóvenes, señoritas, ellos siempre afirman “quiero ser como Sisa Toaquiza”, sobre todo manteniendo la lengua porque no solo las canto en español sino en quichua y a veces mezclado”.

Agrega que su vestimenta representa su pueblo de Pansaleo de la provincia de Cotopaxi a la cual pertenece, “desde que yo recuerdo todos llevamos esa prendas desde mis abuelitos, lo cual representa a la gente de Cotopaxi.

El sombrero, la chalina, la falda, es un poco más moderno, porque anteriormente se vestían con alpargatas y anaco, pero tampoco podemos mentirle a la gente que aún se conserva eso, es decir sí lo mantenemos, pero con algo moderno para que no se pierda”.

La artista cotopaxense es una mujer tranquila, humilde, amorosa, y lleva la sangre no solo de artista sino de raíz indígena, “me gustaría que mi gente, siga esa cultura no solo de la música sino en otras categorías, y seguir demostrando que las mujeres indígenas somos capaces de representar nuestro legado”.

Sus inicios de artista

Los primeros pasos de la Florecita Indígena fue la ciudad de Latacunga, aun siendo menor de edad ya cantaba a escondidas de sus padres en lugares prohibidos como los bares de esa población ecuatoriana.

“Yo pedía a los dueños de los locales para que me dejaran cantar, y ellos me daban ese espacio de deleitarles dos o tres canciones, y luego ellos me empezaron a pagar, y a la gente le gustaba mis canciones. Mi padre se entera por terceras personas de que yo estaba llegando a discotecas, y hubo una noche que él entró enojadísimo a sacarme porque pensó que estaba haciendo algo malo, y justo en ese momento salía a cantar y mi padre se quedó mirándome tras de un poste y vio que Sisa cantaba muy bien y nace ese apoyo de mi padre”, explica la cantante.

Agrega que no quería quedarse ahí sino seguir grabando canciones, y es donde nace el apoyo de su madre. Finalmente, sus padres unieron fuerzas para que grabara su primer disco.

“Mi plan no era ser famosa, mi sueño era solo grabar un disco para mi familia, pero gracias a Dios esto fue grande y hoy conozco cantones, provincias, y ciudades de otros países”.

Invitada de Ángel Guaraca         

Para la empresa de Ángel Guaraca firmó un contrato por 5 años como artista de su exclusividad y tuvo la oportunidad de grabar la canción “El Beso de Tu Adiós”, y es muy sonado en Ecuador y fuera de Ecuador, pero no tenemos un video oficial de ese tema, lo cual fue el número uno en todas las emisoras de mi país”. Además señala que con Guaraca compartieron escenarios en distintas presentaciones en Ecuador y fuera de ese país.

La  fama

La fama, para Sisa Toaquiza, no la comparte porque ella es popular y del pueblo, “yo vengo de muy abajo y tengo bien mis pies sobre la tierra, sé de dónde vengo y sé para a donde voy, llevó presente todos esos valores que me inculcaron mis padres, me siento muy humilde, soy tranquila y seguiré así, no tengo porque cambiar”.

Aparte de la música se dedica a la pintura, también le gusta bailar y estudiar, “somos 4 hermanos 3 mujeres y un hombre, soy la tercera de los Toaquiza”.

Cultura

“Hay que destacar que en Colombia hay gente muy cálida, lugares bonitos y su gente es muy amable, hay que disfrutar de las vivencias, es decir vale llegar al hermano país”. Señala que a cada país que llega le gusta compartir y conocer a la gente, así mismo hacer compras, y conocer la cultura. “En la comida es muy rica, es decir que cada lugar tiene  su sabor, me encanta el cuy”.        

El amor

“En la vida amorosa me encuentro bastante tranquila y feliz y todo el mundo se pregunta qué Sisa Toaquiza debe tener muchos novios y no es así, en realidad me enfoco en mi familia porque es un regalo que me ha dado Dios, lo otro es mi estudio. La vida amorosa es una distracción y yo no quiero esas distracciones, estoy soltera y en espera de algún momento en el tiempo perfecto de Dios llegue un hombre de fe y comparta el mismo ideal que yo”, concluyó.

Finalmente dijo que la gente la casa y la divorcia, “en realidad el mundo de la farándula es así, pero deben ir la fuente y se enteren como se encuentra Sisa”.

Síguenos, y mantente informado de lo acontecimientos más recientes!

To Top