Inicio Turismo Conozca el Municipio de Gualmatán Nariño

Conozca el Municipio de Gualmatán Nariño

Compartir

Conozca el Municipio de Gualmatán Nariño. Prospero municipio de Nariño, Colombia situado a 30 Kilómetros de la frontera con Ecuador, elevado a la categoría de municipio en el año de 1881.Sus gentes profesan la Religión Católica su patrono es el “Señor de los Milagros “Se dedican a la ganadería, agricultura conocido por sus deliciosos helados de “Paila” y sus juegos de la pelota de “Chaza” entre otros.

Historia

 Fecha de fundación:01 de julio de 1881

 Nombre del/los fundador (es):FRANCISCO CHALAPUD, oriundo de Aldana, ACENSIO TEPUD, de Carlosama y JOSE CUASPUD de Pupiales;

Foto: gualmatan-narino.gov.co/
Foto: gualmatan-narino.gov.co/

1.1.1     Reseña histórica.

Gualmatán es una palabra de dos vocablos propios de los Pastos; las cuales significan: Guale: fuente de agua, y Matan: monte florido o de flores = manantial de agua que cruza por la selva.  Los aborígenes que habitaban su territorio eran los Pastos y Quillacingas.

De acuerdo a información retomada del DANE del Anuario Estadístico de Nariño 1993 – 1994, tenemos que el año de fundación es 1830 y sus fundadores fueron los señores: FRANCISCO CHALAPUD, oriundo de Aldana, ACENSIO TEPUD, de Carlosama y JOSE CUASPUD de Pupiales; pero si atendemos como inicio de su tradición oral, el año de su fundación en 1734, el estudio se remonta unos 260 años atrás.  De hecho el inicio de la tradición se ha dado desde el mismo momento en que este grupo humano tuvo su asentamiento en estas tierras y se ha transmitido de generación como patrimonio cultural.

Fue elevado a Municipio el 1 de Julio  de 1881, mediante acto administrativo ordenanza II, expedido por la municipalidad de Obando.  La organización urbana tiene influencia española, razón por la cual se diferencia de los demás municipios de la provincia de Obando.

Este sector donde hoy se asienta Gualmatán, tres mil años antes de que fuera conquistado por los Incas estaba habitado por tribus Quillacingas pertenecientes a la gran familia Chibcha.

Las huestes del Inca Tupac Yupanqui, a mediados del siglo Xv llegaron por el sur hasta las tierras de los Araucanos y en el norte se empeñaron en una guerra contra la confederación de los Caras en el Ecuador y demás tribus que quedaban más al norte, es decir lo que hoy ocupa el departamento de Nariño.

Huaynacapac gobernó desde 1483 a 1525 y conquisto los pueblos ecuatorianos como también a las demás tribus del sector interandino que cubre el departamento de Nariño y sometió a las tribus Caras, Mantas, Paltas, Tumbes de l ecuador y Pastos, Tuquerres, Pupiales, Gualmatanes, Cuaiqueres, Sapuyes, etc.; todos ellos pertenecientes a los Quillacingas y a la gran familia Chibcha.  Por tal razón esta región, entra a formar parte del gran imperio Inca y adopta sus costumbres, lengua, religión, formas de gobierno, etc.

Donde hoy se asienta el pueblo de Gualmatán, existió el Ayllu de Yaesnán, lo cual nos indica que el primitivo nombre y pueblo de éste lugar fue Yaesnán. El Ayllu de Champutis, nombre primitivo que se le dio al lugar donde se encuentra lo que hoy se denomina Cuatis, estaba dividido en dos sectores: El primero comprendía lo que hoy ocupa la Inspección de Policía de Cuatis y tenía por cacique a Don Diego de Cuatis sujeto al cacique mayor Sebastián Gualmatán. No existen documentos que nos puedan señalar el lugar que ocupó el segundo sector, esta división debió ser hecha por los españoles ya que los Ayllus Incas eran indivisibles; lo hicieron unicamente par controlar la población indígena.  Según lo anteriormente descrito se puede afirmar que Gualmatán comprendia los Ayllus de Champutis (Cuatis) y Yaesnan (Arrayan – Gualmatán).

Más tarde en 1547 Gualmatán deja de pertenecer a los Quillacingas, era un aposento o lugar donde se alojaban los caminantes; el imperio Inca quiere apoderarse de ellos pero estos ofrecen resistencia.  En la crónica del perú, don Pedro Cieza de León afirma: “la Villa de Pasto esta fundada en el Valle de Atriz que cae en la tierra de los Quillacingas, gentes desvergonzadas y ellos, los Pastos, son muy sucios y tenidos en poca estimación de sus comarcanos; saliendo de la villa de pasto se va hasta un lugar llamado Funes caminando más adelante se llega a otro a quien llaman Iles y a tres leguas mas adelante se llega a los aposentos de Gualmatán; siguiendo el camino hacia Quito se ve el pueblo de Ipiales ubicado a tres leguas de Gualmatán”.

Sobre el nombre de Gualmatán se ha tenido muchas versiones que tratan de explicar el origen de su nombre.  Según escritos del padre Arístides Gutiérrez lleva este nombre en memoria de su gran cacique Guatán o Golmatán, jefe máximo de las tribus que en esta región habitaban y quien fue muerto en la conquista de Belalcazar.

Para otros, Gualmatán viene de la composición de dos vocablos del dialecto indígena de los Pastos; Gual que significa Monte y Matan que significa florido o sea Gualmatán monte florido.  Para los más versados en las costumbres de los Pastos, Gualmatán no es más que un toponimo compuesto por: Guale igual fuente grande o abundante y Matan que significa montaña espesa es decir que Gualmatán significa lugar o extensión donde el manantial cruza por la montaña espesa; por otra parte Gualmatán se deriva de dos vocablos quechuas, naca igual tumba o lugar sagrado y wuana igual escarmiento.

Los indígenas que habitaron la región que hoy ocupa el municipio, fueron de la tribu de los Cuatis que vivían en la ribera de su Río que llevaba el mismo nombre, integraban la familia de los Pastos, estos al paso de los conquistadores opusieron resistencia a sus pretensiones y libraron muchas batallas cuando los conquistadores peruanos quisieron someterlos; en conmemoración a este triunfo plantaron una piedra en lo que hoy ocupa el municipio.  Algunos indígenas que fueron apresados y sometidos por Atahualpa se distinguieron por su vida laboriosa, trabajaron en la agricultura y artesanía incaica pero siempre con la esperanza de volver a su tierra Gualmatán.  Viendo Atahualpa la dedicación, inteligencia y habilidad de nuestros indígenas, los libero y estos trajeron al pueblo el secreto de los colores para esmaltar la cerámica, el recuerdo inolvidable y la melancolía de la música incaica.

Fuente: http://gualmatan-narino.gov.co/