Entrevistas

Gastronomia


Muchas son las características que identifican a un pueblo. Son evidentes, entre otras, la lengua, el vestido y el territorio que ocupan. Sin embargo, el sabor de la comida, sus aromas y su forma de preparación, ocupan un lugar específico en el ethos, de cualquier cultura. 
Como los distintos climas y regiones es de variada la comida de la región. Y como el acento de los pastusos, única: la mayoría de viandas son preparadas con productos típicos de la región: el cuy, el ulluco, el pusandao y el locro, entre otros. Entre las sopas de auténtica tradición indígena están el locro, pariente del ajiaco bogotano pero con condimentos y preparación propia; la chuspa, (trozos de harina) también conocida con el nombre de arrancadas ; el chuya, aperitivo sin igual que en realidad es una mazamorra, pero no lleva dulce sino por el contrario sal. También está la ñuta y el mote. En Nariño son famosos los corregimientos de Catambuco (Pasto), Pinzón (Túquerres), y El Charco (Ipiales) por la preparación del cuy asado.
Su preparación, entre brasas y carbones, es el resultado de un cuidadoso proceso de cría, vigilancia en su desarrollo, sacrificio y hasta presentación en la bandeja. La mirada centinela de matronas campesinas no le pierde detalle en el asado a fuego lento y los típicos condimentos constituyen su secreto. También están las inigualables ensaladas a punta de ullucos y arracachas.
Panecillos bautizados con el nombre de panuchas, alfajores, dulce grueso, polvorones, pirulíes, merengues, cocadas y sorbetes figuran en la extensa lista de golosinas preparadas por las mujeres nariñenses cuya única instrucción se da en casa.
Aspiramos a través de la cocina, fortalecer la identidad, vender nuestros sabores con sus combinaciones perfectas y ofrecer, de manera generosa a los turistas que, procedentes de cualquier rincón del mundo, quieran disfrutar de un paisaje sin par, de la bondad de sus gentes y de una comida cargada de aromas y sabores exóticos.
Entre los manjares más apetecidos se disputan la demanda diaria los postres de chilacuán, de calabaza y dulce de brevas, los helados de paila.

To Top